La Avenida de La Puebla era conocida como “la milla de oro berciana”, sus comercios se extendían a ambos lados de la calle desde el “Restaurante Cubelos” hasta el “Edificio Uría” pasando por los “Almacenes Villarejo” o la mercería “Casa Bríndis”, uno de los pocos comercios que resisten en esta avenida y que ha visto el paso de lo que era “la ciudad del dólar” a ser casi una ciudad fantasma. Pero… ¿Qué ha sucedido para que el centro de la capital berciana haya pasado de ser el núcleo de las compras de toda la comarca a ser prácticamente ignorado.

  Es necesario señalar que cuando el comercio local se situaba en su pleno apogeo, la industria carbonífera de la zona ayudaba en gran medida, ya que la riqueza que generaba este sector para la comarca era innegable. Si nos quedásemos con el análisis simplista, podríamos achacar el declive del comercio de proximidad al fin de la minería, lo cual no sería para nada descabellado cuando numerosos manuales señalan que el fin de una industria potente, como fue la minera en nuestra zona, repercute seriamente en los demás sectores y especialmente en el comercio. Pero como hemos comentado, quedarnos aquí, además de simplista, sería ignorar uno de los grandes problemas que sufre el comercio local de nuestra ciudad.

 Con la llegada de los años 2000, la burbuja inmobiliaria comienza a coger forma en España y nuestra ciudad no iba ser menos. Empieza así a planificarse la construcción del barrio residencial de “La Rosaleda”. Numerosos bloques de viviendas de lujo fueron diseñados y construidos, incluso el mayor rascacielos de la comunidad ¡estaba en Ponferrada! ¿Qué podía salir mal? Pues absolutamente todo; las viviendas construidas no se vendieron como consecuencia de la enorme crisis económica de 2008 y de que realmente se habían construido al compás de la burbuja inmobiliaria pero sin una demanda ocupacional efectiva que respaldase su construcción, lo que dio lugar a que numerosos edificios estén vacíos a día de hoy y otros muchos fuesen absorbidos por la SAREB o lo que todo el mundo conoce como “el banco malo” para conseguir así sanear las cuentas de promotores y constructores.

Pero no todo iba a ser negativo, o si. Se inaugura también en 2007 el centro comercial “El Rosal” a 1 kilómetro escaso del centro de la ciudad, cines, restauración, deportes, alimentación, bricolaje… todo concentrado en una misma superficie. El lema hace honores a lo que supondría para la ciudad; “Tu vida pasa por aquí”.

 En otras ciudades cercanas como León o A Coruña, estos grandes centros de consumo de masas se planifican a las afueras de la ciudad, aquí además de hacerlo a 1km de lo que fue el epicentro del comercio local, desde el consistorio se han destinado cantidades ingentes de dinero para la reordenación del tráfico entorno al centro comercial y al nuevo barrio, firmándose así la sentencia de el resto de la ciudad, del comercio local y de lo autóctono.

 Hemos visto como el final forzoso de la industria minera ha hecho estragos en nuestra economía y como los numerosos consistorios que han legislado lo han hecho a favor de las grandes superficies de consumo que fagocitan lo local. También hemos visto como la pandemia del COVID ha cerrado recientemente las puertas del centro comercial, y como a consecuencia de ello las calles del centro de Ponferrada se han vuelto a teñir de vida estas tres últimas semanas, aunque la coyuntura no anime lo suficiente.

  Muchas veces buscamos la solución a nuestros problemas en lo ajeno, exculpándonos así de todo problema, pero esta vez la solución está en nuestras manos. Ya hemos visto como los de arriba legislan para los de arriba y no les tiembla el pulso en favorecer al poderoso en detrimento del débil. Ayudemos desde abajo a los de abajo, consumamos en la ferretería, la ebanistería o la tienda de moda local, ya que repercutirá positivamente en nuestra ciudad, en nuestro barrio y en nuestros vecinos y no en la multinacional que se lo llevará caliente a un paraíso fiscal. Ayudémonos y cuidémonos entre nosotros, ¡Omnia sunt commuia!

Escrito por:ofiandon

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s